Free Trial
Cómo mejorar el rendimiento laboral: Los mejores consejos

2 Teorías y técnicas de motivación laboral


2 Teorías y técnicas de motivación laboral

La motivación la conforman todos los factores capaces de provocar, mantener y dirigir la conducta hacia un objetivo concreto. La forma cómo los individuos reaccionan ante esos estímulos obedece a factores como:

  • La personalidad.
  • La educación.
  • El sistema de valores que se posea.

La motivación laboral es la fuerza psicológica que impulsa a las personas a iniciar, mantener y mejorar sus tareas laborales. Es el impulso de las personas en la empresa, lo que les conduce a elegir y realizar una acción entre aquellas alternativas que se presentan en una determinada situación y, por tanto, se convierte en el motor y en la energía psicológica de la misma organización.

A través de la motivación del personal se logra el desarrollo personal de los trabajadores y, a través de él, se consigue mejorar la productividad de la empresa. Provee de eficacia al esfuerzo colectivo orientado a conseguir los objetivos de la empresa y al mismo tiempo empuja al individuo a la búsqueda continua de mejores situaciones a fin de realizarse profesional y personalmente, integrándolo así en la comunidad donde su acción cobra significado.

La motivación se traduce en:

Para que una persona se encuentre motivada y contribuya a los objetivos de la empresa, ésta debe hallar en la organización una manera de satisfacer sus necesidades personales, de tipo económico, social o de desarrollo personal. En esta materia, las estrategias sobre dirección y desarrollo de las personas son el factor más importante que permitirá el logro de los objetivos empresariales y el desarrollo personal de los trabajadores. 


Si quieres analizar y mejorar el rendimiento de tus empleados  y recibir métricas sobre los puntos fuertes y débiles de tu empresa,  no dudes en pedir una prueba gratuita de WorkMeter

Factores de motivación laboral

Existen dos tipos de factores que intervienen en las relaciones laborales, según el psicólogo norteamericano Frederick Herzberg (1923-2000). El satisfacer las necesidades de los trabajadores en estos aspectos será clave para desarrollar una política de motivación adecuada:

  • Factores motivadores: son aquéllos orientados a garantizar la satisfacción de las personas tanto en el desempeño de sus labores como en sus propias expectativas. En este grupo se encontrarían los logros, el reconocimiento, la promoción, los retos o la asignación de responsabilidades.
  • Factores higiénicos: que son los que tienen que ver tanto con el contexto donde se desempeña el trabajo como con el trato que las personas reciben. Aquí se encuadran el ambiente laboral, los recursos materiales, los beneficios sociales, sueldos, relaciones personales, políticas institucionales, como x ej teletrabajo, políticas de conciliación y días de convivencias, servicio de guardería, etc. 

Teorías y técnicas sobre la motivación

Existen muchas teorías sobre la motivación. Desde las de enfoque clásico, como las de Maslow, Herzberg; las más orientadas al mundo laboral como las de McGregor o Locke; hasta las más actuales, como la teoría de la equidad, la teoría bifactorial de la motivación, la teoría del establecimiento de metas, la teoría de la motivación de logro o la teoría de las tres necesidades.

Las técnicas más conocidas de motivación laboral pueden ser de carácter permanente, o puntuales, y se resumen en una seria de puntos que la empresa debe tener en cuenta siempre para fomentar la motivación de sus trabajadores.

  • Técnicas de carácter permanente: para que tengan éxito, se debe informar y comunicar bien a todo el personal acerca de estas políticas, sobre todo a mandos intermedios y a empleados. Se hace imprescindible el fijar previamente objetivos y metas que sean fáciles de entender y realistas. Y, siempre teniendo en cuenta que, cualquiera que sea la técnica escogida, ha de ser aceptada por las dos partes.
    • Ubicación acertada: se trata de ubicar a los empleados en los puestos adecuados según su perfil, que ha de ser analizado de forma previa.
    • Adecuación del trabajador a su puesto: es muy importante sentirse cómodo en el lugar de trabajo ya que cuando esto sucede, las posibilidades de desempeñar un buen rendimiento laboral aumentan. La adecuación del trabajador al puesto de trabajo consiste en saber incorporar a la persona que tenga los conocimientos, habilidades y experiencia suficientes para desarrollar con éxito las tareas del puesto de trabajo por el que ha sido seleccionado y que además, esté motivada e interesada por las características del mismo.
    • Inducción: esta técnica facilita la correcta incorporación de una persona a la organización. Es de sencilla aplicación ya que se basa en suministrar a cada nuevo empleado la información necesaria sobre las políticas, normas y funcionamiento, así como las expectativas sobre su desempeño en la empresa.
    • Metas: ese método consiste en garantizar que todo el equipo conoce las metas de la organización para un período determinado. Éstas deben estar planteadas de manera que constituyan retos y oportunidades, lo que las hace mucho más atractivas, consiguiendo una mayor implicación por parte de todos los niveles de la plantilla.
    • Establecimiento de objetivos: las personas necesitamos objetivos hacia los que orientar nuestros esfuerzos. En principio lo que impulsa y motiva a las personas es su deseo de alcanzar una meta. El establecimiento de objetivos es una buena técnica para motivar a los empleados, ya que se establecen objetivos que se deben desarrollar en un período del tiempo, tras el cual el trabajador se sentirá satisfecho de haber cumplido estos objetivos y retos. Deben ser objetivos medibles, que ofrezcan un desafío al trabajador pero también realistas y alcanzables, ya que si no, crearán apatía y frustración.
    • Reconocimiento: se concreta en la acción o acciones que sean necesarias para poner en evidencia el buen desempeño de las personas, para elevar sus niveles de satisfacción personal y reforzar la confianza en sus capacidades. El reconocimiento del trabajo efectuado es una de las técnicas más importantes. De hecho, los empleados suelen quejarse frecuentemente de que cuando hacen un trabajo especialmente bien, el jefe no lo reconoce. Y esta situación puede desmotivar inmediatamente incluso al mejor de los trabajadores. Decir a un trabajador que está realizando bien su trabajo o mostrarle la satisfacción que la empresa siente por ello no sólo no cuesta nada sino que además lo motiva en su puesto, ya que consigue hacer que esa persona se sienta útil y valorada.
    • Participación: que puede promoverse a través de consulta de opiniones y sugerencias, asignación de responsabilidades, instrumentos para evaluar las tareas y todas las acciones que estimulen la creatividad y la iniciativa personal. La participación del empleado le confiere confianza y confirma su pertenencia a la organización y su proyecto. Para conseguirlo hay que dar libertad en el control y planificación de sus actividades al empleado, quien, por su conocimiento del trabajo, del puesto y su perspectiva única, podrá además proponer mejoras o modificaciones de gran valor y eficacia.
    • Evaluaciones periódicas y oportunas: mediante esta técnica se busca el conocer y mejorar el rendimiento personal de cada empleado.
  • Técnicas puntuales: para lograr el éxito en la implantación de este tipo de técnicas es importante lograr que sean atractivas, que se basen en un marketing efectivo. Ello aumentará su poder de captación y con él,  la participación. Deben siempre apoyarse en una buena política de comunicación.
    • Oportunidades de formación: permiten al personal adquirir conocimientos y mantenerse actualizados, mejorando y enriqueciendo su experiencia y el resultado de sus tareas. La formación y desarrollo profesional propicia la motivación que se traduce en un visible crecimiento personal y profesional. De este modo, se mejora el rendimiento y se previenen riesgos de carácter psicosocial. Las ventajas de esta técnica son la mayor autoestima, la satisfacción laboral, el mejor desempeño del puesto, promoción, etc..
    • Talleres y reuniones: son espacios creados para poner en práctica una serie de dinámicas diseñadas por especialistas, para orientar a los trabajadores hacia el crecimiento y desarrollo personal. Estas dinámicas suelen reforzar los lazos entre los integrantes de las organizaciones y también propician el sentimiento de pertenencia a la empresa.

Motivación, bienestar y rendimiento

La motivación está presente en todos los aspectos de la vida de los seres humanos y todas las personas tienen necesidades que no se satisfacen exclusivamente mediante incentivos de carácter económico. Por ello, la vida social de los trabajadores es importante y, como tal, debe tenerse en cuenta, así como la conciliación personal y laboral.



Si estás interesado en aprender nuevas técnicas  para mejorar el rendimiento laboral descarga nuestra guía  Claves para mejorar el rendimiento laboral de tue empresa [Ebook PDF]


El bienestar del trabajador se traduce en un alto rendimiento y mayor productividad, que tiene su reflejo a nivel de balance de resultados y también de imagen para una organización. De ahí la importancia de implementar políticas claras y efectivas de motivación laboral.

La productividad de una organización depende de la productividad de las personas y éstas necesitan ser valoradas y ver reconocidos sus esfuerzos y aportaciones de valor a la empresa. Los puestos de trabajo tienen que ser espacios seguros y con un ambiente laboral de confianza que permita a las personas el desarrollo personal. La lista de los Best place to work está llena de buenos ejemplos de empresas que saben cómo motivar a sus plantillas.


rendimiento laboral guia gratuita

 


Click me


Prueba WorkMeter gratis

Artículos relacionados

Cómo llevar a cabo una evaluación de empleado del mes en formato excel

Los empleados de una empresa juega un papel muy importante de cara al crecimiento del negocio. Por eso, es fundamental contar con un sistema de gestión que brinde la posibilidad de evaluar su rendimiento periódicamente. En este post te explicamos cómo hacer una evaluación al empleado del mes en formato Excel. No importa cuán pequeña […]
Leer Más >

Trucos para motivar y guiar a tu equipo comercial hacia la productividad

Trucos para motivar y guiar a tu equipo comercial hacia la productividad Uno de los objetivos más importantes del director comercial de hoy es guiar a su departamento hacia la productividad. Optimizar la gestión del tiempo, conocer la estructura más apropiada, y saber mantener el ritmo y la motivación de los trabajadores son algunas de […]
Leer Más >

Motivación a través de la gestión de talento

Motivación a través de la gestión de talento Es importante implementar técnicas de motivación en la empresa, y existen muchas técnicas y estrategias prácticas para motivar a un trabajador.
Leer Más >

© Workmeter | Legal Notice | Cookies Policy