80164a69-6c93-4232-9fc0-9d8a62be0f71

GTD: Responde a tus compromisos con precisión y claridad

GTD: Responde a tus compromisos con precisión y claridad

Esta no es la primera vez que introducimos la lógica Getting Things Done (GTD) en nuestro blog. Es más, debería ser un concepto que ya deberíamos tener interiorizado.

Para los más rezagados, hoy haremos hincapié de nuevo en el mismo a través de las explicaciones del profesor universitario Alejandro Vázquez

Getting Things Done (GTD) se trata de una fórmula para optimizar nuestra productividad. Una manera más natural para finalizar con éxito los diferentes compromisos a los que nos enfrentamos en nuestro día a día. Se trata de una nueva filosofía productiva, un nuevo método  de hacer las cosas explicada por David Allen hace más de una década.

Getting things done es un método de gestión de actividades para optimizar la productividad de los trabajadores

GTD es un sistema global que nos propone un orden a través del cual podamos planificar nuestra actividad en algún dispositivo para que podamos liberar nuestra mente y empecemos a centrar nuestros esfuerzos en ejecutar nuestras tareas de forma eficiente. El objetivo es que seamos capaces de no dejar nada en el tintero y empecemos a tener nuestra agenda bajo control.

La gestión es bastante sencilla, se trata de recopilar nuestros compromisos en cualquier tipo de dispositivo (nosotros te recomendamos el formato informático, pero puede ser cualquier tipo de archivos, libretas de notas?). Procesar toda esta información, analizando una serie de cuestiones claves como la urgencia de cada actividad, si podemos delegarla, si está relacionada con otra actividad? Luego necesitamos organizarnos para ejecutarlas de forma eficiente, es decir, ordenar cada uno de nuestros compromisos en carpetas como ?urgencia?, ?proyectos? o ?a la espera? (aquellos de los que necesitamos la intervención de otra persona para poder ponerlos en práctica). Tú mismo deberás crear tus carpetas en función de las características de tu actividad. Por último, debemos mantener actualizada la gestión de nuestras tareas, eliminando aquellas finalizadas o que hemos delegado.  Es vital ser críticos y revisar la gestión de nuestras actividades para detectar errores y  poder mejorar de manera continua

Son muchas las herramientas que podemos utilizar para optimizar la planificación de nuestras actividades. En este post te explicamos las que nosotros consideramos como más eficaces para ello y en este otro te explicamos los mejores hábitos para gestionar tu agenda de trabajo. Con todo ello, queremos que seas capaz de aumentar tu productividad y que dispongas de mayor tiempo para ti mismo y para los tuyos.

En el siguiente video te dejamos la explicación sobre este método del profesor de la Universidad de Santiago de Compostela y empresario de éxito Alejandro Vázquez

?El problema no es acordarse de todo, sino acordarse en el momento que uno tiene que acordarse? 



Recibe por email todos nuestros artículos Suscríbete al blog de WorkMeter


Prueba Workmeter gratis durante 15 días

Artículos relacionados

Indicadores de productividad: la productividad

Indicadores de productividad: la productividad Hoy, dentro de nuestro capítulo dedicado a los indicadores de productividad, toca hablar de la productividad propiamente dicha.
Leer Más >

La importancia de compartir la visión de negocio

La importancia de compartir la visión de negocio Comparte la misión y visión de tu organización con el resto de indiviuos para sentar las bases de transparencia y visión de tu negocio.
Leer Más >

4 claves para mejorar la productividad empresarial

La fórmula para mejorar la productividad en una organización puede estandarizarse, pero en última instancia, depende de la empresa. Cada compañía tiene unas características particulares y debe encontrar una fórmula que se amolde a ellas, nunca a la inversa. Una vez que hayas identificado la fórmula que funciona mejor para su organización, hay una serie […]
Leer Más >